¿Qué es la Terapia Breve Estratégica? Antecedentes, evolución y técnicas de aplicación del modelo de psicoterapia creado por Giorgio Nardone.

Para profundizar sobre este enfoque de terapia puedes acceder a mi blog sobre la TBE o solicitar más información directamente a través del correo electrónico.

El modelo de psicoterapia breve estratégica evolucionada, desarrollado por Giorgio Nardone y sus colaboradores en el Centro de Terapia Estratégica (C.T.S.) de Arezzo (fundado por Paul Watzlawick y Giorgio Nardone) se caracteriza por haber establecido un conjunto de protocolos específicos para el tratamiento de diversos trastornos psicológicos.

En los últimos veinte años, gracias a un proceso sistemático de búsqueda-intervención, el modelo ha demostrado ser un importante instrumento de conocimiento, aplicable en la resolución de numerosos problemas humanos, que abarcan desde el ámbito clínico al ámbito educativo y empresarial.

Este trabajo ha logrado identificar distintos modelos rígidos de interacción entre el sujeto y su realidad convertidos en adquiridos, espontáneos e involuntarios, los sistemas perceptivos-reactivos, caracterizados por una serie de soluciones intentadas aplicadas para resolver el problema si bien en realidad lo alimentan.

El modelo estratégico evolucionado se sitúa más allá de las clasificaciones puramente descriptivas de la psiquiatría y de la psicología clínica, en favor de una categorización de los problemas humanos de tipo “operativo” que guíe al terapeuta para comprender cómo funciona el problema y cómo es posible hacer que funcione mejor, omitiendo sus presuntas causas.

Paul Watzlawick y los orígenes de la Terapia Breve EstratégicaDesde el punto de vista práctico, el psicoterapeuta estratégico se sirve de una serie de tácticas flexibles y de instrumentos que puedan adaptarse a los diferentes pacientes y a los diversos problemas en tratamiento, corrigiendo y ajustando de manera gradual el modelo de intervención basándose en los efectos observados durante el proceso de problem solving

Desarrollado a partir de un enfoque epistemológico de tipo constructivista, este modelo privilegia la idea de que los seres humanos construyen su comportamiento basándose en sus percepciones, basadas a su vez en la experiencia vivida o imaginada.

Una intervención orientada al cambio de una situación debe procurar una experiencia distinta en la percepción de la realidad que se ha de cambiar, como diría Alexander (1946) una experiencia emocional correctiva.

Esto abre la vía a diferentes reacciones que, si se consolidan, conducen a la persona a un cambio efectivo de la percepción de la realidad, produciendo también, como consecuencia, un cambio a nivel emocional, cognitivo y comportamental.

Para ello, la Terapia Breve Estratégica utiliza estratagemas de intervención alternativas que siguen lógicas no ordinarias y que guían al paciente a poner en duda y, por tanto, a cambiar sus rígidas percepciones y acciones.

Este proceso permite que la persona redescubra sus propios recursos, hasta aquel momento bloqueados en el círculo vicioso de la interacción entre intentos de solución fracasados y persistencia del problema.