Corazón en dos árboles

El amor sabio

Resumiendo, un amor perfecto nunca debería apagar el impulso pasional inicial; debería evitar acomodarse en cualquier aspecto, incluso, volviendo a citar a Oscar Wilde, en una larga serie de días felices. Sin embargo, aunque mantuviéramos los estímulos y la pasión, deberíamos estar preparados para cuando se presente irremediablemente el desencanto de los autoengaños iniciales y empecemos…

Leer más ...